La ética en la empresa: Responsabilidad Familiar Corporativa

Posted by on nov 6, 2013 in Reportajes | 0 comments

La ética en la empresa: Responsabilidad Familiar Corporativa

El cuidado de la imagen corporativa ha dado paso en los últimos años a un modelo empresarial nuevo en el que la ética y los valores toman una especial relevancia en la toma de decisiones de la alta dirección. Las empresas han dejado de ser solo entidades que producen u ofrecen unos servicios para convertirse en agentes sociales que deben asumir su responsabilidad con el entorno.

Este fenómeno ha coincidido con la introducción de un concepto novedoso para el tejido empresarial español: La Responsabilidad Social Corporativa (RSC), un término que forma parte, desde hace unos años, del léxico asociado al mundo empresarial. Lo que parecía una moda pasajera parece haber llegado para quedarse y la carrera por convertirse en la corporación más “socialmente responsable” ya no solo es un juego de niños: según un estudio de Reputation Institute, por cada 5 puntos que se mejora en reputación, aumenta en un 8,5% el número de personas que manifiestan actitudes favorables hacia la empresa. Las corporaciones y sus responsables ya no solo deben aparentar que les preocupan causas tan dispares como el medio ambiente, la pobreza infantil o el cuidado de la tercera edad, la sociedad les pide que lo demuestren y no acepta engaños o falsedades, exige que sea una preocupación real.

Pero… ¿Qué es realmente la RSC?

Según la definición del Instituto de Empresa de Andalucía, la Responsabilidad Social Corporativa es el fenómeno voluntario por el que ésta busca conciliar el crecimiento y la competitividad, integrando al mismo tiempo el compromiso con el desarrollo social y la mejora del medio ambiente.

Si atendemos a esta definición se debe tener en cuenta que:

  • La RSC se hace por conciencia y no por conveniencia
  • Forma parte de la alta dirección y, por tanto, de la estrategia
  • Una empresa responsable es aquella que busca el equilibrio entre la búsqueda de resultados y el reporte de parte de estos a la sociedad

Las empresas que deciden asumir por conciencia esta responsabilidad deben, además, demostrar que la base, sobre la que se asienta esta responsabilidad, es real ¿Cómo? Incorporando la ética al trato con sus propios empleados. Este es un paso más allá de la RSC y se conoce como Responsabilidad Familiar Corporativa (RFC).

Este concepto nació hace 10 años a partir de la investigación de International Center for Work and Family (ICWF), de IESE Business School. Es un término más amplio que el de conciliación, ya que supone un cambio en el corazón de la empresa que asume que las familias son un bien para la sociedad y que, por tanto, deben protegerse. Una corporación que asume la RFC se compromete a:

  • Conciliar las distintas necesidades personales y familiares con las profesionales independientemente de su nivel o responsabilidad dentro de la empresa
  • Pensar en las personas y percibir las necesidades de sus empleados y sus familias y luchar por satisfacerlas
  • Contar con líderes que dirijan la flexibilidad fomentando así el compromiso y la satisfacción de los trabajadores

En La Pita Verde, convencid@s de la necesidad de la conciliación y ética en la empresa, estamos poniendo en marcha una estrategia de RFC y para ello hemos comenzado elaborando una Memoria de Sostenibilidad en la que, mediante un sistema de indicadores establecidos por Global Reporting Initiative (GRI), nos marcamos una serie de retos y metas a alcanzar. Porque estamos segur@s que es posible, necesario y beneficioso encontrar el equilibrio entre el crecimiento de la empresa y el compromiso con el entorno.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>